La Picoterie, crêperie en Chartres

  Si hay algo que me encanta cuando voy a Francia son sus crêpes y sus galettes (crêpe salada hecha con trigo sarraceno) así que la Crêperie "La Picoterie" fue nuestra opción para comer en Chartres. Se come bien y además está al lado de la catedral. La decoración es peculiar y el servicio bastante atento así que creo que es un restaurante para recomendar.

Crêperie "La Picoterie"
Crêperie "La Picoterie"
  Antes de la hora de comer nos acercamos para reservar una mesa ya que el restaurante no es muy grande y no queríamos quedarnos sin sitio, a pesar de que ese día tampoco había mucha gente en Chartres que digamos porque a pesar de ser verano hacía un frío pelón.
  Tomamos cada uno una galette (yo elegí la Montagnarde: queso emmental, huevo y bacon ahumado) y pedimos una botella de sidra para acompañar, que es lo que procede en estos casos. Y de postre, cómo no, crêpe de chocolate, aunque éste estaba, en mi opinión, demasiado dulce. Eso sí, la galette, riquísima.

Botella de sidra en "La Picoterie"
Botella de sidra
Galette Montagnarde en "La Picoterie"
Galette Montagnarde
Crêpe de chocolate en "La Picoterie"
Crêpe de chocolate
   Aunque hay varios precios la media de la galette ronda los 10€, la botella de sidra 9,90€ y la crêpe de chocolate 3,90€.

  **Te recomiendo que: si puedes te acerques antes de la hora de comer para reservar mesa. Si vas a pasar el día a Chartres, por ejemplo, puedes acercarte por la mañana de camino a la catedral.

0